Recetas de cocinaRecetas de postres

Receta de tarta de melocotón y coco

La tarta de durazno y coco tiene todo lo que un postre debe tener: ¡es dulce, cremoso y fácil de preparar! Anímate y haz esta delicia.

Esta tarta de durazno y coco tiene una maravillosa combinación de sabores y texturas que lo hacen irresistible. Aprovechando el hecho de que los duraznos están en temporada, se puede preparar con fruta fresca. El coco le da un toque tropical. Lo mejor es que toma muy poco tiempo hornear. Las tartas se originan en el antiguo Egipto, surge la idea de llenar moldes de masa con carne de res o pescado picado. Mucho más tarde, surgen tartas de frutas, servidas como postre. Hoy en día se pueden preparar con una base de masa quebrada o pasta quebrada, hojaldre o con galletas molidas. Los rellenos y coberturas son infinitos, dependiendo de los gustos e imaginación de los pasteleros.

Una tarta de durazno y coco, acompañada de un café. o una bebida refrescante, es ideal cuando quieres algo dulce y no demasiado pegajoso. La fruta fresca proporciona fibra, vitaminas y minerales que el cuerpo utiliza para realizar sus funciones con equilibrio. Esta receta no contiene azúcar, un detalle importante en el caso de personas que llevan a cabo una dieta para adelgazar, pacientes diabéticos, etc. La leche condensada es rica en calcio y proteínas lácteas que fortalecen los huesos y los dientes. La tarta de durazno y coco es adecuada para toda la familia, ya que es deliciosa y saludable.

Ingredientes:

  • 100 gr de coco rallado
  • 6 duraznos
  • 100 g de mantequilla
  • 250 gr de galletas de vainilla
  • 300 ml de leche condensada
  • 2 huevos
  • Jugo de 1 limón
  • Cómo hacer tarta de durazno y coco:

    1. Muele las galletas hasta que estén casi en polvo. Deben dejarse con la textura de las migas de pan.Tarta de durazno y coco
    2. Derretir la mantequilla y mezclar con las galletas molidas hasta que se obtenga una masa compacta.
    3. Engrasar un molde extraíble y cubra la base y los lados con la masa para galletas.
    4. Pelar los duraznos, cortarlos por la mitad y quitarles el hueso. Reserva tres.
    5. El resto, aplastarlos.
    6. Separar las yemas de las claras.
    7. Batir las yemas hasta que estén espumosas. Agregue la leche condensada, el coco rallado, el jugo de limón y el puré de durazno.
    8. Llena el molde con esta preparación.
    9. Montar las claras de huevo hasta nieve rígida.
    10. Coloque las mitades de durazno reservadas en el pastel. Encima vierta los blancos en la nieve.
    11. Hornee de 15 a 20 minutos a temperatura moderada.
    12. Retirar y dejar enfriar antes de desmoldar.
    13. Sirve la tarta de durazno y coco espolvoreada con coco rallado.

    No se pierda este verano sin probar el delicioso pastel de durazno y coco, como refrigerio o como postre después de una comida.

    Publicaciones relacionadas

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Botón volver arriba