Receta de Sopa de pollo con guisantes

A posteriori de unas reposo, es mejor tomar una sopa de pollo con guisantes, ideal para reconstituir nuestro cuerpo. Toma nota de tus pasos, te sorprenderá.

Este invierno no puede ofender en la mesa una humeante sopa de pollo con guisantes.. El plato que todos recuerdan de su infancia, enjuidioso y reparador, porque levanta el humor, repone fuerzas y calienta el cuerpo. La sopa de pollo tiene propiedades que ayudan a combatir los resfriados, alivian la inflamación, eliminan el insomnio y promueven la buena digestión.

El pollo contiene cisteína, Un aminoácido que fluidifica el mucosidad acumulado en los pulmones., Haciendo más sencillo la expulsión. Esta sustancia se utiliza para producir jarabes para la tos, por ejemplo. Pero al hervir el pollo con todo y huesos, la cisteína se libera lógicamente. Por otra parte, la sopa de pollo hecha en casa es buena para aliviar los problemas digestivos porque los huesos tienen una sustancia gelatinosa que atrae y retiene líquidos, incluidos los jugos gástricos.

Al usar el pollo impasible, se usan otros componentes que reducen la inflamación y el dolor articular. Se alcahuetería de glucosamina, glicina y arginina. Muchos medicamentos para la artritis se preparan con estas sustancias. La glicina asimismo tiene un impacto sedante, que te ayuda a tenderse mejor. Es por eso que se ofrece sopa de pollo a los enfermos, sus beneficios son extraordinarios.

Por otra parte, Los guisantes frescos aportan vitaminas B y ácido fólico., muy necesario para el expansión del sistema nervioso de bebés y niños. La sopa de pollo con guisantes caseros es un remedio natural y delicioso para cuidar la vitalidad de la tribu y más durante la temporada de frío.

Ingredientes:

  • 1 pollo
  • 2 tazas de guisantes frescos
  • 2 zanahorias
  • 1 cebolla alto
  • 1 rama de apio
  • 1 manojo de perejil
  • 2 cucharadas de vinagre
  • sal

Preparación de sopa de pollo con guisantes:

  1. Cortar el pollo en trozos, sin quitar la piel.
  2. Colocar en una olla con el premio, el vinagre y la sal. Cubrir con mucho agua.
  3. Cocinar durante 1 hora y media., eliminando la espuma que se está formando.
  4. Despues de ese tiempo, Dorar las verduras cortadas en una paila con un poco de unto. Cuando empiecen a dorarse, colóquelos en la cazuela.
  5. Rectificar sal y Continuar cocinando hasta que los guisantes estén tiernos.
  6. Separar el pollo y desmenuzar la carne. Eliminando los huesos y la piel.
  7. Rectifica el punto de sal.
  8. Agregue la carne de pollo a la sopa y sirva caliente.
  9. Si se desea, el caldo se puede triturar con las verduras. Para que haya una sopa de crema. Finalmente asociar el pollo.sopa de pollo con guisantes

La fórmula de sopa de pollo con guisantes es una maravilla llena de virtudes. Nutritiva, rica y saludable. Prepárelo de inmediato para cuidar la vitalidad de sus hijos este invierno.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*